Categorías
Consejos

Plantas aromáticas. Comidas sabrosas y saludables

En cualquier cocina del mundo podemos encontrar especias y plantas aromáticas. Pero, ¿sabemos lo que nos aportan? Más allá del sabor, las plantas aromáticas están cargadas de propiedades beneficiosas para nuestra salud, de ahí su utilización desde hace tantos siglos.

¿Estás buscando un gran antioxidante? Prueba con el orégano. ¿El médico dice que necesitas hierro? Tu medicina es la lavanda. Si estás utilizando pocas o ninguna de las plantas aromáticas que tienes a tu disposición, estás desperdiciando uno de los mejores ingredientes que la naturaleza puede aportar a tus platos.

Además de mejorar el sabor de tus platos, están cargados de antioxidantes y minerales. Por si no fuera suficiente, su poder es tal que son capaces de eliminar los productos químicos tóxicos que aparecen al cocinar algún alimento. Si quieres mejorar tu dieta, estos son tus ingredientes. Y si quieres impresionar con una comida o cena, también.

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Tomillo

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

Una de las hierbas medicinales más utilizadas (y no sólo en los chistes) que ha sido usado desde hace mucho tiempo para matar los gérmenes que provocan los resfriados.

En el apartado gastronómico, un par de cucharaditas de esta hierba te aportan casi el 20% de la cantidad diaria recomendada de hierro. Además es rico en manganeso, un mineral que ayuda a tu cerebro y a la formación de piel, huesos y cartílagos.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Perejil

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

Un par de cucharadas del ingrediente favorito de Arguiñano te aportarán más del 150% de la vitamina K diaria recomendada. La función de esta vitamina está relacionada con la coagulación sanguínea, la adecuada construcción de los huesos y el correcto funcionamiento del hígado.

Si necesitas una razón más, el perejil, gracias a su clorofila, refrescará tu boca y te hará disfrutar de un aliento sin olores y agradable. Como curiosidad indicar que los antiguos griegos utilizaban esta hierba aromática como afrodisiaco.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Citronela

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

Esta hierba aromática es más conocida en la cocina del sudeste asiático, pero cada vez está más presente en nuestras cocinas. Con una esencia y sabor derivadas de la piel del limón, es un gran acompañante de nuestros platos.

Además es muy apreciado en la medicina natural por sus propiedades para aliviar fiebre, calambres, dolores estomacales y dolores de cabeza. Cargadito también de antioxidantes, ayuda a protegerte contra el estrés oxidativo, una de las principales causas de problemas cardiacos y cáncer. Si también estás preocupado por la bacteria E. coli, son varios los estudios que han encontrado propiedades antimicrobianas sobre esa bacteria en la citronela.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Orégano

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

El rey de las pizzas y quizás también el de este listado. Esta potente hierba aromática contiene, atención, más de 20 veces más antioxidantes que nos ayudan en la lucha contra el cáncer que otras hierbas. Esta proporción se extiende también si lo enfrentamos a las frutas.

De acuerdo a investigadores de la USDA, una cucharada de orégano tiene el mismo poder antioxidante que una manzana entera. Si pensabas que las frutas del bosque como moras o arándanos eran las que más antioxidantes contenían, el orégano, libra por libra, las dobla. Desde luego si tuviera que recomendar sólo un integrante del listado de hierbas aromáticas, sería este.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Romero

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

El mejor acompañante para la carne a la brasa. No sólo por su sabor, que mejora y mucho, sino también por los beneficios que aporta. Al exponer la carne a las llamas de la parrilla, se pueden formar componentes cancerígenos que quedarían totalmente anulados con la presencia del romero.

Todo esto según un estudio de la University of Arkansas, Iowa State University y Kansas State University, que demostraron que la formación de esos componentes llamados aminas heterocíclicas o HCA, se reducen entre un 60 y un 80 por ciento con algo tan simple como la adicción de romero. Si no os acompañaba en vuestras excursiones, es buen momento para hacerlo.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Cilantro

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

Con casi tantos seguidores como detractores, si aún no lo has probado sería buena idea añadirlo a tu próximo plato que incluya pollo. Investigadores de la University of California han encontrado un componente en el cilantro de nombre dodecenal que tiene el doble de efectividad en la eliminación de la salmonela que los antibióticos comerciales.

Por esta razón y la docena de componentes antibióticos que incluye, debería acompañar a cualquier plato con carne cruda.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Salvia

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

La reina de los antioxidantes justo por detrás del orégano, esta hierba aromática ha sido utilizada en curas tradicionales y ayuda a la actividad de tu cerebro.

En un estudio publicado en Pharmacological Biochemical Behavior, se demostró que aquellos que toman salvia tienen mejor memoria que aquellos que tomaban simplemente un placebo. Así que si aún no la has aprobado, acuérdate de hacerlo.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Lavanda

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

Una de las hierbas aromáticas más asociadas a la relajación. No en vano es una de las mejores opciones para aliviar el estrés y tranquilizarte.

Muy interesante también para cocinar por ser una importante fuente de vitamina A y calcio. Su contenido de hierro y vitamina C convierten a la lavanda en un ingrediente perfecto para ayudar a pasar la temporada de alergias.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Plantas aromáticas. Hierbabuena

[symple_box color=”gray” text_align=”left” width=”100%” float=”none”]

Si pensabas que esta hierba aromática sólo sirve para decorar tu cocktail o refrescar tu aliento, es hora de valorarla un poco más. La tercera en el ranking de antioxidantes de plantas aromáticas y una buena compañera si quieres cuidar la linea.

Según un estudio de la Wheeling Jesuit University, se demostró que las personas que simplemente olían hierbabuena cada dos horas tenían menos deseos de comer e ingerían 2.800 calorías semanales menos que aquellos que no lo hacían. No sería mala idea tenerla cerca.

[/symple_box]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Como veis, un listado de plantas aromáticas al alcance de cualquiera y que convertirán vuestros platos en una espectacular mezcla de cocina profesional y botica. Disfrutadlas.

Categorías
Consejos

Especias que alargan tu vida

Si cada dos por tres estás visitando la farmacia buscando sustancias curativas, quizás las puedas encontrar tan cerca como en tu cocina.

Y es que los científicos modernos están confirmando que sus antiguos colegas los curanderos tenían razón en reconocer propiedades curativas en las especias.

Las especias tienen componentes naturales para curar, aliviar o prevenir dolencias o enfermedades (valga como ejemplo la diabetes tipo 2, cada vez más presente), además son baratas y, si esto te parece poco, están riquísimas.

¿Quieres saber cuales son las mejores para alargar tu vida? Vamos con ellas.

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Especias que alargan tu vida. Cilantro

Esta especia medicinal y aromática ha demostrado reducir la ansiedad y ayudar a conciliar el sueño. Además es una gran compañera para aquellas personas con diabetes tipo 2 ya que, según un estudio publicado en Research Journal of Pharmaceutical, Biological and Chemical Sciences el cilantro actúa como regulador natural de colesterol y azúcar en sangre.

El cilantro va genial con muchísimos platos (preguntad a Arguiñano), pero es especialmente recomendable junto a huevos, ensaladas, salsas y un alimento que encanta en nuestra casa, el guacamole.

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Especias que alargan tu vida. Cúrcuma

La curcumina es un componente de la cúrcuma que, a su vez, es parte del curry. Sus propiedades, según varios estudios, son ni más ni menos que anticancerígenas. Además se le atribuyen propiedades antiinflamatorias que ayudan a disminuir el crecimiento de varios tumores y bloquean las vías de extensión de los melanomas y de extensión de otros tipos de cánceres. Es más, en 2007, científicos chinos encontraron que la curcumina dificulta el asentamiento de las hormonas necesarias para que el cancer de próstata aparezca en nuestro organismo.

La puedes utilizar por separado o mezclada con otras especias. Un pequeño truco es utilizarla en el arroz para darle un ligero tono amarillo en lugar de los colorantes artificiales que no son en absoluto sanos. También puedes mezclarla con pimienta negra para amplificar sus efectos. En concreto científicos indios han encontrado que la mezcla de la curcumina de la cúrcuma y la piperina de la pimienta negra incrementan la disponibilidad para el organismo humano en un 2.000 por ciento.

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Especias que alargan tu vida. Pimienta negra

La compañera de la cúrcuma aparece ahora por separado. Se lo tiene más que merecido por ser la especia más vendida en el mundo. Además es la especia con más propiedades en la lucha contra la osteoporosis. No lo digo yo, sino un estudio de la USDA’s Medicinal Plant Resource Center. Además es rica en cobre, un mineral fundamental para la salud de nuestros huesos y la creación de globulos rojos. Es cierto que no necesitamos grandes cantidades de cobre, pero unos niveles bajos podrían causar problemas de tiroides o taquicardias.

Podríamos aconsejarte en qué alimentos utilizarla, pero te lo podemos resumir muy fácilmente: úsala en todo lo que se te ocurra. Eso sí, si es con granos enteros o recien molida, mejor que mejor.

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Especias que alargan tu vida. Canela

Investigadores alemanes encontraron que la canela puede disminuir el azúcar en sangre hasta en un 10% en diabéticos tipo 2. Los componentes de la canela actúan en los receptores de insulina para que puedas tener unos niveles de azúcar en sangre más saludables.

¿Has probado a utilizarla con un poco de avena para desayunar? Si no te llama la idea, intenta cambiar el azúcar de tu café por un trocito de canela. Sorprendente.

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Especias que alargan tu vida. Cardamomo

¿Tienes digestiones pesadas? Pues prueba con esta especia que se utiliza desde hace siglos para mejorar los dolores de estómago y la flatulencia. Además activa la producción de bilis para descomponer la grasa más rápidamente.

Si te gustan las infusiones, algunas bolsitas de incluyen también cardamomo. Y si lo tuyo son los lácteos, pruébalos con un poco de leche con miel y me cuentas.

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Especias que alargan tu vida. Clavos

Uno de los remedios caseros por excelencia para el dolor de muelas. Contienen eugenol, un componente que activa la producción de insulina para ayudar a regular los niveles de azúcar en sangre. Además es una gran fuente de manganeso, un mineral que ayuda en la construcción de nuestros tejidos y huesos. Bajos niveles de este mineral nos hacen más propensos a desarrollar artritis.

Además de ser muy útiles para eliminar olores junto al limón, podemos beneficiarnos de sus efectos añadiéndolos a sopas o en tu taza de .

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

[symple_divider style=”fadeout” margin_top=”20px” margin_bottom=”20px”]

Especias que alargan tu vida. Jengibre

Aunque no lo parezca, este producto originario de Asia también es una especia. Si tienes nauseas por viajes, quimioterapia o embarazo, esta es tu especia. También será una compañera inseparable si sufres de migrañas. Es rica en magnesio, un mineral que se encarga de regular la presión sanguinea. Además es un antiinflamatorio natural que ayuda a tu organismo a prevenir cánceres, diabetes o dolencias cardiacas. Para hacerte una idea de su potencial, algunos estudios han demostrado que el gengibre puede llegar a matar células cancerígenas.

El jengibre tiene un sabor muy agradable y muy especial que lo hace ideal para postres, zumos o ensaladas de frutas.

Desde luego, si tuviera que recomendar una lista de especias, sería esta. Si no habéis probado alguna de ellas, hacedlo. estaríamos encantados de que nos comentárais vuestra experiencia.